Comidas navideñas alrededor del mundo

¡Llegaron las Navidades! Y con ellas, las reuniones familiares, con esos amigos que no has visto en todo el año, los villancicos, las luces que iluminan la ciudad…y la cena de Nochebuena y comida de Navidad. En cada casa los manjares varían mucho y las mesas en esta época lucen muy diferentes según el rincón en que lo celebres. Acompáñame en este viaje navideño gastronómico alrededor del mundo ¡y a comer!

Turrón, mazapán y polvorón (España)

Turrones y polvorones
Turrones y polvorones

Los reyes de la gastronomía en Navidad sin duda son este trío de ases que no falta en ninguna celebración. Las variedades que existen son inimaginables, de lo tradicional a la vanguardia, y son adictivos, claro. Porque no hay Navidad sin dulce, la tradición manda acabar la comilona con una buena bandeja de estos manjares…bueno o entre horas, que la bandeja siempre se deja ahí para visitas, para merendar o para endulzar cualquier hora del día.

La variedad gastronómica en nuestro país cuando nos sentamos a la mesa a celebrar estos días pasa por los asados, el marisco, el jamón y el queso, el pescado al horno o la sopa en cualquiera de sus formas. Pero siendo sinceros, siempre se deja hueco para un trocito de turrón, un mazapán o un polvorón, ¿verdad? Y por eso mismo, cuando se abre el primer dulce típico, ya ha empezado la Navidad.

Buche de Noël o Tronco de Navidad (Francia)

Buche de Noël o Tronco de Navidad

Viajamos hasta el país vecino para darnos cuenta que, gracias a su variedad cultural, los platos típicos en estas fechas varían según la parte en la que te encuentres, pero tienen en común lo que se conoce como Buche de Noël, un esponjoso bizcocho de chocolate o avellana, que se adorna como si fuera un tronco de árbol.

Es el broche final a una cena, llamada Réveillon, llena de aperitivos coronados por productos como el queso, las vieras, las ostras, el foie gras, boudin blanc, una morcilla blanca, o los “amuse bouche”, pequeños hojaldres rellenos de cualquier cosa que se te ocurra.

En lugares como la Provenza, es típico comer ni más ni menos que 13 tipos de postre, uno por cada comensal en la Última Cena. Lo que está claro, es que es un festín para el paladar, lo mires por donde lo mires.

Panettone (Italia)

Panettone
Panettone

Il Cenone di Natale, como así se conoce a la gran celebración de Navidad, es la ocasión perfecta para reunir a los seres queridos entorno a una mesa llena de verdaderas delicias. Eso sí, también depende de la región del país en la que te encuentres, degustarás unas cosas u otras.

Todos suelen empezar con un antipasto, aperitivo frío que se elabora con salami, aceitunas, verduras, marisco o frutas. Si vives en el Norte comerás carne cocida en vino tinto, especialidades de pasta rellena, o polenta.

En el centro del país, optan por lasaña, espaguetis con atún, capón relleno o bacalao estofado. Y en el Sur, reinan los spaghetti a la vongole, capón hervido o pan con almendras.  En el dulce, casi todas las zonas coinciden dejando al panettone como protagonista: un bollo tipo brioche con pasas, frutas o pepitas de chocolate en su interior, que ha llegado hasta nuestro país. Y que está delicioso.

Lebkuchen (Alemania)

Lebkuchen
Lebkuchen

En el país germano abundan las mesas decoradas con platos de carne tan ricos como el cochinillo, el ganso asado o el pato, todo ello acompañado, por supuesto, de las clásicas patatas asadas y diversas formas de col. Sus icónicas salchichas tampoco faltan, y destacan las wiener, bockwurst, o knacker; al igual que la carpa horneada con patatas y ensalada de remolacha y pepino.

¿Pero, qué te parece acompañar todo esto con el famoso Glühwein?: vino caliente con especias, muy popular en los mercadillos navideños. Aunque nuevamente, el protagonista es otro dulce. En este caso el llamado Lebkuchen, que es una galleta de anís, jengibre y frutos secos. ¡Para chuparse los dedos!

Christmas Pudding (Inglaterra)

Christmas Pudding

El día 25 de diciembre se celebra en Inglaterra el día más importante de su Navidad: un almuerzo que reúne en la mesa a familiares y amigos. Pasan un buen rato con lo que se conoce como crackers, unos tubitos de papel con adornos navideños. Su tradición gastronómica estos días gira entorno al pavo asado relleno de castañas. Todo acompañado de patatas asadas, coles de bruselas, salchichas, chirivías y espectaculares salsas como la de arándanos o gravy (salsa de jugo de carne y verduras).

Su postre estrella no es otro que el Christmas Pudding, el cuál algunos anfitriones tardan días – o semanas- en prepararlo. Elaborado en su mayoría por frutos secos y fruta escarchada, guarda en su interior una moneda de chocolate que da suerte a aquel que la encuentre.

Janssons frestelse (Suecia)

Janssons frestelse

La tradición durante esta época del año es el conocido como smörgasbord, o lo que es lo mismo, mesa de canapés. Es muy común llenar la mesa de estos exquisitos manjares, que lleva su preparación. Entre ellos destaca el cordero asado, paté de hígado, queso, salchichas, arenques, patatas, col y ensalada de manzana.

También nos encontramos con el Janssons frestelse, cuyo truco es usar filetes de conserva de pescado enlatados. Durante la Nochebuena adquieren protagonismo el jamón asado y el gavlax, un salmón crudo curado en azúcar y sal. Y no podemos olvidarnos del tradicional knackebrod, que son unas tortas de pan sin levadura.

Zakuski (Rusia)

Zakuski

Llegamos hasta la extensa Rusia, para mostraste que las estrellas en esta ocasión son los llamados Zakuski. Un conjunto de entremeses fríos y calientes con base de huevo y patata rellenos con hígado de cerdo, caviar o salmón.

Tampoco falta la ensaladilla, allí llamada Olivier, los arenques con remolacha o los pelmeni, unos saquitos de pasta rellenos de carne, típico de todo el Este de Europa. Toda la comida está acompañada con vodka, que tampoco falta en las mesas rusas.

Pavo (EEUU)

Pavo de Navidad
Pavo de Navidad

Llegamos hasta el país americano con la certeza de contarte algo que seguro que sabes: sí, sus Navidades se celebran en torno a un gran pavo asado. Aunque su relleno ya varía depende del lugar en el que te encuentres. Su mesa se llena de color y sabor gracias a los acompañamientos: todas las verduras que te imagines, puré de patatas o pan de maíz.

No falta el ponche de huevo, las galletas de jengibre, tarta de manzana o bastones de caramelo. Al tener tanta población emigrante también se disfruta de platos tan maravillosos como la lasaña o el caldo con cappelletti si tienen raíces italianas o la salchicha polaca keilbasi para aquellos procedentes de Europa Central.

Romeritos / Tamales (México)

Tamales
Tamales

Ya en época de los aztecas se cocinaba un plato estrella para los mexicanos: los romeritos. Una planta aromática llamada quelite se mezcla con mole, patata y acompañado de torta de camarón hacen de este un plato exquisito. No podemos olvidarnos de los ricos tamales, cuya elaboración es una masa de maíz rellena de diferentes carnes, frutas, verduras, chiles y salsa.

También se disfruta de un buen pavo relleno de almendras y todo esto, lo acompañan siempre con un buen ponche o el característico tequila. En el territorio dulce destacan los buñuelos con canela y los dulces de leche. ¡Viva México!

Hallaca (Venezuela)

Hallaca

Acabamos nuestro tour virtual gastronómico en Venezuela, donde su plato estrella es bastante contundente. Se llama Hallaca, y es un pastel envuelto en hojas de plátano. Su interior no tiene ni más ni menos que una masa de harina de maíz con carne de res, cerdo y pollo, aceitunas, cebolla y alcaparras. Luego se hierve en agua y se sirve en las mesas venezolanas en las ocasiones más especiales, como la Navidad.

También agasajan a los invitados con ensalada de gallina o la sopa sancocho de carne, con diferentes ingredientes como la patata, la yuca o el maíz. El broche en estas fechas, lo pone el dulce de lechosa y la torta negra.

Comidas navideñas en otros lugares del mundo

Porque cada país cuenta con una tradición culinaria diferente. No importa donde te encuentres, la gastronomía es una invitada más y viene con platos exquisitos: en la India disfrutan de un postre un tanto difícil de pronunciar, el Soan Papdi, muy parecido a nuestro turrón; en Australia se celebra la Navidad en verano, en torno a una gran barbacoa a base de mariscos; en Filipinas, su celebración dura cuatro meses, donde el arroz púrpura Puto Bumbong se convierte en el plato estrella de estos días; o en Japón donde hace unos años la tradición manda celebrar la Navidad con un menú del KFC, ¿increíble, verdad?

Y ¿cuál es tu plato diferente en estas fechas tan importantes?  Desde Viajes El Corte Inglés os deseamos unos días llenos de cariño, de buenos momentos…¡Y Feliz Navidad!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioComentar entrada