¡Agosto ya está aquí!

¡Si si siii!

Emociona solo de pensarlo, ¿eh? Y es que son muchos los que retrasan su salida de vacaciones para el mes de verano por excelencia, agosto. Días de descanso, relax, buen tiempo y lo mejor de todo… ¡viajes!

Para los más rezagados, llega la hora de decidir a dónde nos vamos y qué meter en las maletas (los por si acasos incluidos).

¿Y qué es lo que más apetece durante Agosto? Sabemos que para gustos hay colores pero, por norma general, la respuesta suele ser sol y playa, relajarse al sol, tirarse en la arena y disfrutar del buen tiempo y la tranquilidad de los destinos más paradisíacos.

Por suerte, tenemos el privilegio de contar con numerosas costas e islas dentro de nuestro país, por lo que no tenemos que emplear mucho tiempo y/o dinero en escaparnos a otros países o continentes. Y lo mejor de todo es que todas ellas son muy diferentes entre sí, no todo se reduce a Gandía Shore, aunque sea de los destinos más populares junto con Ibiza.

España

Paisaje costero en Galicia

¿Qué tal un poco de norte? Sí, sí, sabemos lo que estáis pensando cuando hablamos de Galicia, Asturias y el País Vasco: lluvia, pero nada más lejos de la realidad,
por el norte –aunque os parezca una leyenda urbana– también hace sol y calor, además de contar con playas tan impresionantes como la Playa de las Catedrales, podemos encontrar verdaderos paraísos verdes entremezclados con paisajes marítimos. Entornos únicos de los que no pueden presumir todos los países.

Y ojo, el hashtag #Galifornia existe por algo.

Por otro lado, Los Rebeldes ya lo decían “Mediterráneo ruta de calor, Mediterráneo a templo del sol, Mediterráneo noches de luz y color…” desde Cataluña hasta Andalucía pasando por la Comunidad Valenciana y Murcia, cada comunidad costera está repleta de playas, calas y un ambiente muy veraniego y festivo, tal cual el típico anuncio de TV que te invita a soñar con un verano mágico y maravilloso rodeado de amigos, amores y familia. No es una fantasía, ¡es real! Conozco a gente que lo vive, lo prometo.

 

Un paseo por las Islas

Ibiza

Ibiza

Las islas, tanto las Canarias como las Baleares, se convierten en el destino favorito para disfrutar de un “Caribe español”, más cerca y, por ende, más económico. Aunque esto último ya depende del presupuesto de cada uno, ya que hay opciones para todos los bolsillos. Ibiza goza de cierta fama internacional, pero que no os engañen, hay zonas de la isla de verdadera belleza y tranquilidad, ya hemos hablado de ello en otra ocasión.

No obstante, el verdadero Caribe sigue siendo un destino estrella, Riviera Maya y Punta Cana son la definición de paraíso en sí mismo. Nota personal: si vais a cualquiera de los dos, probad la fruta, sabe muy diferente a la de aquí, os sorprenderá. Palabrita.

 

Caribe y cruceros

Riviera Maya

Si la opción de solo Caribe no os termina de seducir, también se puede combinar con un crucero, o directamente solo embarcarse. Quizá sea la mejor opción para ver otras partes del mundo como las Capitales Bálticas o los Fiordos Noruegos, con espectáculos naturales asegurados, además de disfrutar de todo tipo de comodidades en auténticas ciudades en medio del mar. ¿Qué mejor plan de verano?

Por otra parte, los cruceros son considerados Grandes Viajes por los destinos que suelen tocar, pero las vacaciones de verano también pueden emplearse en conocer otros lugares, países o ciudades con un carácter más cultural, no tanto de sol y playa.

 

Grandes Viajes y Europa

Empaparse de otras culturas, historia y convivir con costumbres que no son las nuestras puede ser igual de atractivo, ¡o más!, para pasar unos días de desconexión. Caminar por las increíbles calles y luces de Japón, dar un paseo por la muralla China, aprender toda la historia de La Habana, dejarse seducir por los colores de Kenia o recorrerse los parques naturales más impresionantes de Canadá… ¿convencidos?

Kenia

Sin embargo, si no contamos con los días necesarios para cruzar medio planeta, vivimos en un continente multicultural, Europa nos ofrece experiencias de todo tipo, culturas y paisajes repletos de vida con miles de historias deseando ser contadas y escuchadas, los museos de Francia, el pasado de Alemania, la arquitectura de Italia, la mitología de Grecia, los monumentos de Hungría… escaparse a cualquiera de las capitales europeas o a la mágica Inglaterra pueden convertirse –y se convertirán– en grandes recuerdos.

 

 

Por cierto, ¿Sabéis lo mejor? Que después de agosto, viene septiembre así que… ¡Queda verano para rato!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioComentar entrada